PRE-REGISTRO.

Boutique en línea en 5 pasos

 

Si empiezas en el negocio de la moda seguramente te ha pasado por la cabeza abrir una boutique en línea, en donde puedas colocar tus productos a la vista de más personas de las que llegan a una tienda física. Esto aunado a un buen manejo de redes sociales, podría impulsar tu negocio a niveles aún mayores de las que estabas planeando en un inicio.

 

Pero abrir un negocio que se maneje por internet no es tan sencillo como suena, hay muchas plataformas que pueden ayudarte, pero la administración corre por tu cuenta, de ahí que sea sumamente importante saber hacia donde dirigir tus esfuerzos para que esa nueva prenda virtual no empiece a deshilacharse al poco tiempo de haberla presentado. Por eso te compartimos algunos pasos que pueden servirte para que tu boutique virtual sea un éxito:

 

 

  • Define los productos que vas a vender:

 

Puede ser que en una tienda física tengas una infinidad de productos que tus clientes pueden llegar a ver y comprar, pero una tienda en línea no necesariamente va a ser así. Es importante que decidas con qué tipo de prendas vas a comenzar tu negocio en internet, y definir claramente las secciones para que tus usuarios las encuentren con facilidad. Puedes hacerlo muy general, o decidirte por cosas específicas (calzado, ropa casual, lencería). Esto te puede servir para ir creciendo poco a poco más adelante.

 

 

  • Elige el tipo de e-commerce

 

Este paso puede confundir a muchas personas, sobre todo si no tienen mucha experiencia en el manejo de plataformas en línea. Existen tres opciones básicas para armar tu negocio; alojado en servidores externos, o “hosting”, con el que puedes servirte de terceros para armar tu página; licencias, en las cuales tú descargas una plataforma de administración, pero tienes que buscar tu propio “hosting” y servicios de seguridad; plataformas de código abierto, generalmente son gratuitas, pero requieren de que tú mismo construyes tu página desde cero. Para cualquiera de las tres, te recomendamos buscar asesoría para que todo salga como debe ser.

 

  • Funcionalidad, funcionalidad, funcionalidad

 

No importa la opción que elijas, al momento de armar tu página tienes que asegurarte que sea fácil de usar para cualquiera que quiera entrar. Las opciones del menú tienen que ser muy claras y debes dar preferencia a lo gráfico sobre el texto, cuando esté terminada haz pruebas con otras personas para que veas errores y los corrijas antes de activar tu sitio web. Recuerda que la forma es importante, pero el fondo es fundamental.

 

 

  • Decide como te van a pagar

 

La funcionalidad es importante, lo visual es esencial, pero, ¿cómo vas a recibir dinero por tu mercancía? Este es un paso que muchas veces se deja hasta el final, y después viene el sufrimiento. Puedes optar por pago con tarjeta, o también depósito en tiendas de conveniencia como Mercado Pago, y por supuesto Pay Pal, que te ofrece muchas opciones, además de ser seguro y no tener comisiones muy altas.

 

  • Promociona tu negocio

 

Para esto puedes optar por varias vías, como Adwords y Adsense de Google, o campañas publicitarias por redes sociales como Facebook, Instagram o Twitter. Antes de realizar cualquier anuncio por estos medios, asegúrate de tener bien claro y segmentado el tipo de usuario al que quieres que lleguen tus publicaciones, y por supuesto, realizar una sesión de fotos para que tus productos sean atractivos para tu audiencia.

Estos pasos son básicos para comenzar con el pie derecho en el comercio electrónico, hay muchos tutoriales en línea que te pueden ayudar si tu presupuesto es limitado, o puedes conseguir a alguien con experiencia para que te asesore o lleve las riendas de tu empresa en línea de manera profesional.

 

¿Ya estás listo para comenzar tu vida en línea?

 

Julio 2018

  • 17 Martes
  • 18 Miércoles
  • 19 Jueves
  • 20 Viernes
9 hrs - 20 hrs 9 hrs - 17 hrs